Derecho a no migrar

Derecho a no migrar


Esta entrada forma parte de la serie sobre la campaña Compartiendo el viaje de Caritas Internationalis

El cardenal Parolin, secretario de Estado del Vaticano y voz del papa Francisco en la Conferencia Intergubernamental para adoptar el Pacto Mundial para una migración segura, ordenada y regular, desarrollada el pasado mes de diciembre en Marrakech, apuntó que hay que crear condiciones que permitan a los individuos vivir seguros y dignos en sus propios países. Estas condiciones no son responsabilidad exclusiva del país de origen sino también de la comunidad internacional.

En este sentido, Cáritas Española interviene y crea condiciones en los países de origen. Abajo indicamos, como ejemplo, las acciones que realiza en la zona amazónica peruana, expuesta en ficha Actuar 02 del material didáctico de la campaña Compartiendo el viaje de Cáritas Española, que en nuestra anterior entrada ejemplificaba la relación entre pobreza, migración y deterioro mediombiental.

«Cáritas Española mantiene una relación fraterna con el Vicariato Apostólico de Yurimaguas desde hace años. Colabora en los procesos de desarrollo que lleva a cabo la iglesia local, como programas sociales, titulación legal de tierras, fortalecimiento de medios de vida sostenibles frente a los cambios medioambientales y protección de los derechos humanos de los pueblos originarios.

Desde 2013, apoyamos también a la Red Eclesial Panamazónica (REPAM), no solo para trabajar en los países amazónicos, sino también para crear en nuestro país una red que facilite sentirnos parte de la selva, percibirla como parte de nuestra Casa Común. Y ser conscientes de cómo nuestro consumo incide en ella y, desde ahí, buscar estilos de vida más respetuosos con el pulmón del planeta y las gentes que lo habitan.

Otra iniciativa es la campaña lanzada por Enlázate por la Justicia (Cáritas, CONFER, Justicia y Paz, Manos Unidas y REDES) que vincula medioambiente y pobreza y que lleva por título: Si cuidas el planeta combates la pobreza».

La migración es forzada y no voluntaria cuando los conflictos, las guerras, el cambio climático, la degradación medioambiental y la pobreza extrema obligan a muchas personas a la migración. ¿Migrarían si tuvieran acceso al trabajo, educación, atención médica y otros bienes y servicios básicos?

Paz Gómez
Voluntaria

Hay 1 comentario

Añade el tuyo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.