Navidad

Navidad


Es tiempo de villancicos
de cantarle a la esperanza.
Me niego a que me domine el
“no podemos hacer nada”.

Dios viene hasta nosotros
con la fuerza del que ama,
la esperanza del que cree que
el amor todo lo cambia.

¡Cambia tu estilo de vida
amando con todo el alma!
Ríe, llora, canta y baila con quienes
tienes al lado, con el que a
gritos te llama porque reír y
llorar contigo quiere, porque
busca tus palabras, tus
abrazos y consuelo, tu calor
en las mañanas que el frío
del desamor hiela su cuerpo
y su alma.

Sé para él sol radiante que
fortalezca su alma,
luna serena en la noche que
lleve su vida a la calma.
Susurro de viento suave que le
acaricie su cara, que bese los
ojos cansados que derramaron
mil lágrimas.
Sé música alegre y vivaz que le
despierte del sueño apático que
le amordaza.

¡Es tiempo de villancicos!
Es tiempo de dulces nanas
que llenen de dulces sueños
la vida, de quien perdió la
esperanza.
Es tiempo de mil inquietudes
que despierten nuestras almas,
que rompamos ataduras que a la
tierra nos amarran.

¡Es tiempo de villancicos!
Nos ha nacido un Dios-niño
que su vida nos regala!

Mª Elena Portillo
Voluntaria

Hay 1 comentario

Añade el tuyo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.